Medio Ambiente

Ecocell, el motor del cambio en el medio ambiente y tu bolsillo

0

Los vehículos son la principal causa de contaminación del aire, y en México existen alrededor de 38 millones registrados, entre los que se puede mencionar a tracto camiones, autos particulares y autobuses, según datos de Vehículos de Motor Registrados en Circulación (VMRC).

Tan sólo en el Estado de México hay 5.1 millones de autos en circulación; en la Ciudad de México transitan diariamente 4.7 millones de los que se tiene registro; y en Jalisco hay 3.1 millones, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Durante el primer mes del año, el Índice Metropolitano de la Calidad del Aire (IMECA), informó que la calidad del aire es mala porque supera los 112 puntos. Aunque el día más contaminado en la Ciudad de México fue en el 1986 cuando se registraron 491 puntos.

En respuesta a esto, Ecocell creó un dispositivo ahorrador de combustible a base de hidrógeno que aumenta la calidad del aire en un 40% al intercambiar la emisión de CO2 por vapor de agua. La cual puso a disposición de particulares y flotillas, recomendada sólo para vehículos de uso frecuente.

Este dispositivo funciona por un proceso de electrólisis (separación de las moléculas de agua), el cual, al enviar hidrógeno a través de la admisión de aire del vehículo nutre la mezcla combustible-oxígeno, logrando economizar y aprovechar mejor la quema de combustible dentro del motor.

Gracias a este funcionamiento, la bomba de hidrógeno disminuye un 40% de las emisiones contaminantes al planeta, ya que genera vapor de agua en lugar de CO2 y reduce el uso de combustibles fósiles. Además, incrementa entre un 10 y un 20% la potencia del vehículo, protegiendo y alargando la vida del motor al disminuir los residuos de carbón, ya que no afecta ningún sensor del auto por tener un bajo consumo de energía eléctrica.

Además de ofrecer energía limpia para el automóvil, la empresa brinda seguridad y garantía de tres meses por defecto de fabricación en todos sus sistemas y monitorea el funcionamiento de la bomba de hidrógeno durante los primeros 1,000 km recorridos.

La bomba de hidrógeno está disponible en toda la República Mexicana y la instalación se puede llevar a cabo en cualquier taller mecánico o con la empresa.

Las actividades propias de una gran ciudad son factores determinantes para generar contaminación ambiental que afectan la salud de los habitantes y su entorno. El parque vehicular es el más importante de estos, ya que emite una combinación de gases que deterioran al medio ambiente como el bióxido y monóxido de carbono.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *