SOSTENIBILIDAD DEL USO DE AGUA EN LA INDUSTRIA TEXTIL

554
0
Compartir:


Información proporcionada por Vicunha

El mundo está sufriendo, cada vez más, con las acciones humanas que provocan transformaciones negativas en el medio ambiente. Y las grandes industrias, como principales beneficiarias de los recursos naturales, tienen un papel fundamental en el cambio de esa cultura. Especialmente importante es el uso racional y ahorros en cuanto al agua. Y esto se vuelve primordial cuando hablamos de la industria textil, que es intensiva en su uso.

Vicunha Textil, multinacional brasileña y uno de los gigantes mundiales en la producción de tejidos planos de algodón, está tomando un enorme liderazgo mundial en cuanto a prácticas de sostenibilidad. “Para Vicunha, la sostenibilidad es desear el bien a las personas, a la comunidad y a este planeta único donde vivimos. No existe abundancia de agua en el mundo, por eso tenemos que evolucionar en la cuestión de la responsabilidad dentro de las organizaciones para dejar un legado para el futuro”, afirma María Angélica Rodríguez, gerente de marketing para Latinoamérica.

Por eso, Vicunha, ha hecho el compromiso firmando el Pacto Global de la ONU adhiriéndose a dos ODS para contribuir con la Agenda 2030: el número 6, Agua Potable y Saneamiento, que tiene por objetivo asegurar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos, y el número 12, Consumo y Producción Responsables, que asegura modelos de producción y de consumo sostenibles con acciones y objetivos claros en cada una de ellas.

El uso conservador del agua proviene desde el inicio de la cadena: la fibra. El cultivo del algodón es intensivo en gasto de agua. Vicunha utiliza para su producción, en un porcentaje muy alto, algodón cultivado en Brasil. Por sus únicas condiciones climáticas, el 90 % del algodón se cultiva con sólo agua pluvial, y por lo tanto no se hace uso de agua que se puede destinar a otros manejos. Adicionalmente, el 100 % del algodón usado cumple con las certificaciones BCI y ABR que aseguran un aprovechamiento muy eficiente del agua (además del cuidado ambiental en otros aspectos y buenas prácticas laborales). A lo largo del resto de la cadena productiva, Vicunha asegura continuar con ahorros en agua; es uno de los más grandes productores de algodón reciclado (certificación GRS) con lo que se ahorran cantidades muy grandes de agua al evitar el uso de más fibra virgen. Se usan las tecnologías más avanzadas en los procesos de hilado, teñido, tejido y acabado, para hacer un proceso muy sustentable de inicio a fin de la cadena. Se ha creado además un Proyecto de Huella Hídrica junto con ECOERA para medir y transparentar el uso de agua en toda la cadena, no sólo en el proceso textil, sino desde el cultivo hasta el consumidor final. Cuenta demás, entre otras, con certificación DNV GL y Higg Index.

Las iniciativas sostenibles de Vicunha son una realidad en la empresa antes incluso del compromiso con el Pacto Global de la ONU. Tales acciones ya garantizaban un buen índice de sostenibilidad para el negocio: por año, la empresa utiliza 6,8 mil toneladas de reaprovechamiento interno de fibras de algodón recicladas y reutilizadas de los residuos generados en los procesos del hilado al tejido, como también la economía de más de 83 millones de litros de agua, la economía de 11 mil MWh (Megawatts) de energía, la compensación de 30 mil toneladas de CO2 y el uso de hasta menos del 95 % de agua y de químicos en diversos artículos.

Recuerda que puedes enviarnos tus propuestas de historias y comentarios a través del correo: [email protected] 

Explora nuestro canal en YouTube ¡Suscríbete!


Compartir:

Deja tu comentario