Consejos del Banco de Alimentos de México para reducir el desperdicio de comida

209
0
Compartir:


En la lucha por combatir el desperdicio de alimentos, cada acción individual cuenta. Mariana Jiménez, nutrióloga egresada de la Universidad Autónoma de Guadalajara y representante del Banco de Alimentos de México, comparte consejos valiosos para que como sociedad civil podamos reducir de manera significativa el desperdicio de comida en nuestros hogares y comunidades. A continuación, te presentamos una guía práctica para comenzar a aplicar desde hoy:

1. Planificación antes de comprar: Antes de dirigirte al supermercado o mercado, elabora un plan o menú de los platillos que prepararás durante la semana. De esta manera, evitarás comprar productos innecesarios que podrían terminar desperdiciados.

2. Revisa antes de comprar: Antes de hacer tus compras, verifica lo que ya tienes en tu refrigerador y alacena. Esto te ayudará a comprar solo lo que realmente necesitas y evitarás duplicar alimentos.

3. Prioriza los productos cercanos a vencer: Consume primero los alimentos que tienen fechas de caducidad más próximas. Esto asegurará que no se desperdicie comida que podría echarse a perder.

4. Congela antes de que se eche a perder: Si notas que alguna verdura o fruta está próxima a estropearse, congélala. Por ejemplo, puedes licuar jitomates con ajo y cebolla y guardarlos en el congelador para usar más adelante.

5. Aprovecha el congelador: Si tienes excedentes de comida, en lugar de desecharlos, guárdalos en el congelador. Esto preservará las propiedades nutricionales y evitará el desperdicio.

6. Comparte antes de viajar: Si tienes planes de viajar y tienes alimentos en tu refrigerador, en lugar de tirarlos, regálalos a personas que puedan aprovecharlos. Esta acción solidaria evita el desperdicio y beneficia a quienes lo necesitan.

7. Controla las porciones: En buffets o al servirte en casa, opta por porciones que realmente vayas a consumir. Evita servirte en exceso y reducirás la cantidad de alimentos que terminan en la basura.

8. Personaliza tus platillos: Antes de ordenar en un restaurante, pregunta sobre las guarniciones que acompañan al platillo y si no son de tu preferencia, pide que no las sirvan. Esto evitará que alimentos sean descartados sin necesidad.

9. Evita las tentaciones: Si no quieres tentarte con el pan en la mesa del restaurante, pide al mesero que no lo coloquen. Esto ayudará a evitar que se desperdicie comida que no planeabas comer.

10. Lleva las sobras: Si no puedes terminar tu platillo en un restaurante, pide que te empaquen las sobras para llevar. Esto no solo evitará el desperdicio, sino que también podrás disfrutar de tus sobras en casa.

11. Acepta la imperfección: Opta por frutas y verduras que puedan tener imperfecciones visuales. El aspecto no afecta su sabor ni valor nutricional, y al elegirlas contribuyes a reducir el desperdicio de alimentos.

La lucha contra el desperdicio de alimentos está en nuestras manos. Adoptar estos consejos en nuestra rutina diaria no solo nos beneficia individualmente, sino que también tiene un impacto positivo en el medio ambiente y en la sociedad en general.

Recuerda que puedes enviarnos tus propuestas de historias y comentarios a través del correo: [email protected] 

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!


Compartir:

Deja tu comentario