Crear espacios seguros para las mujeres durante la contingencia sanitaria - Revista Ganar-Ganar
HomeCovid-19Crear espacios seguros para las mujeres durante la contingencia sanitaria

Crear espacios seguros para las mujeres durante la contingencia sanitaria

El confinamiento y el aislamiento por la crisis COVID-19 son un catalizador en los niveles de violencia dentro de los hogares, de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

La Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y Empoderamiento de las Mujeres (ONU Mujeres) señala que esta crisis podría profundizar la brecha de la desigualdad entre hombres y mujeres, al experimentar muchas emociones frente a la incertidumbre, la inestabilidad laboral y económica.

Además, el hogar sigue siendo el lugar más peligroso para las mujeres, resultado de la desigualdad y los estereotipos de género.

Ante la contingencia actual, no podemos permitir que aumenten las violencias.

En este sentido, el cuidado emocional cobra una relevancia fundamental para la construcción de espacios libres de tensiones innecesarias, por lo que el organismo internacional comparte algunas cifras e invita  la reflexión y a la acción.

 

Cifras principales

      • Cada día un promedio de 137 mujeres alrededor del mundo mueren a manos de su pareja o de un miembro de su familia.
      • En México, más de 19.1 millones de mujeres han enfrentado violencia por parte de su pareja a lo largo de su relación.
      • El 64% de estos casos están catalogados como violencia severa y muy severa.
      • El 80% de las mujeres que ingresan a refugios fueron agredidas en su casa.
      • Se estima también que cada año cada mujer perdió 30 días de trabajo remunerado y 28 días de trabajo no remunerado a causa de la violencia por parte de su pareja.
      • En México, desde que iniciaron los llamados a permanecer en casa para evitar los contagios por COVID-19, aumentaron las llamadas por violencia de género en un 60% y la solicitud de asilo a refugios en un 30%, según manifiesta la Red Nacional de Refugios. Los refugios están al 80% y 110% de su capacidad.
      • En el estado de Nuevo León, la Fiscalía Especializada en Feminicidios y Delitos contra las Mujeres ha reportado un aumento de 30% a 35% en las denuncias de casos de violencia familiar contra las mujeres.
      • En ese mismo estado, según información de la Fiscalía General, aumentó en las últimas semanas el número de denuncias por violaciones de dos o tres diarias a cinco diarias.

 

El hogar no es deber de nadie sino tarea de todos

Los hombres pueden y tienen que contribuir a que el hogar que habitan sea un espacio libre de violencia y un entorno más solidario e igualitario para las familias.

Asumir la corresponsabilidad en las labores del hogar representa una acción contundente para reducir la brecha de la desigualdad entre hombres y mujeres.

 

Una familia en la que el padre y la madre trabajan es menos vulnerable ante despidos o crisis económicas.

 

Los hombres pueden gozar de la paternidad y construir relaciones más cercanas y fuertes con sus hijas e hijos. Además, la relación en casa con sus pareja es más armoniosa y probablemente más duradera.

 

ONU Mujeres invita a la reflexión

      • Dejen de pensar que las tareas domésticas son exclusivas de un género.
      • No digan que las tareas del hogar no tienen valor porque no se pagan.
      • No digan “ella lo hace mejor que yo”.
      • No digan “esto es cosa de mujeres”.
      • No digan“yo traigo dinero a la casa” para justificarnos y no hacer lo que nos corresponde.

 

¿Qué se puede hacer como hombres para contribuir a crear hogares y familias más igualitarias?

      • Cuida de ti mismo y de las personas cercanas a ti:  Organiza el tiempo laboral y toma pausas durante la jornada para descansar y convivir con lxs demás.
      • Escucha a las personas que viven en tu hogar:  Propicia espacios de conversación para saber cómo se sienten. Escucha de manera activa para que se sientan comprendidxs y con libertad de expresarse.
      • Equilibra las tareas y diseña un plan en común:  Reparte las tareas de manera equilibrada para que ningunx se sienta en deuda o en un sobreesfuerzo.
      • Toma responsabilidad en el cuidado de tus hijas e hijos:  Ayúdalxs a encontrar formas positivas de expresar sentimientos como el miedo y la tristeza, a través del juego o de actividades artísticas.
      • Involúcrate en las labores del hogar: La situación de confinamiento puede ser una oportunidad para construir relaciones más justas basadas en el bienestar de
      • todos en la familia. Si tú eres corresponsable con el hogar,tu relación de pareja puede ser más armónica y mejorar la vida emocional de ambas partes.
      • Asume tu responsabilidad en las labores domésticas: Divide las tareas con tu pareja de manera equitativa para favorecer que ella goce de tiempo para sí misma.
      • Participa activamente en el cuidado y la rutina de tus hijxs: Encárgate de las necesidades básicas, dependiendo de su edad: vestido, limpieza, alimentación, sueño.

 

COMPARTE:
Santander y BBVA Mé
Fundación HP y Worl