UNAM anuncia campaña para adoptar ajolotes y salvarlos de la extinción

480
0
Compartir:


El Laboratorio de Restauración Ecológica del Instituto de Biología de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México) anunció una campaña de adopción de ajolotes, ante su acelerada situación de extinción.

El laboratorio señaló que los ajolotes se enfrentan a la extinción. Hay menos de 36 ajolotes por metro cuadrado en los canales de Xochimilco, Ciudad de México. Por este motivo, el laboratorio apoya una campaña para ayudar a salvar esta especie. Los participantes pueden contribuir con fondos y concienciación para proteger a estos animales salvando su hábitat.

“La campaña consiste en adoptar virtualmente un ajolote o la casa de un ajolote. Virtualmente significa que, efectivamente, no se lo llevan a casa, sino que lo tendríamos en el laboratorio o lo dejamos en su hábitat. Cada ajolote tiene un chip y así las personas que lo adopten sabrán dónde está su ajolote y qué pasa con él durante el tiempo que lo tengan adoptado”, explica Luis Zambrano, responsable del Laboratorio de Restauración.

La Campaña de Adopción de Ajolotes busca recaudar los recursos necesarios para mantener sus colonias y estudiar la visibilidad de la repropagación, para que más productores locales se sumen al proyecto y llegar a 400 refugios.

“Vamos a liberar ajolotes en los refugios y les vamos a hacer seguimiento. Si usted adopta un ajolote que sale de exploración, puede saber si a su ajolote le va bien en ese refugio y si se puede reproducir”.

El costo de adoptar un ajolote

  • Con 200 pesos, el interesado puede invitar a cenar a un ajolote.
  • Por 1000 pesos, puede tunear la casa.
  • Por 600 pesos se puede adoptar un ajolote o adoptar su casa, lo que supone 7,200 pesos al año.

Con la opción de una aportación, el contribuyente podrá incluso ponerle nombre al ejemplar y hacer visitas personalizadas a la colonia o chinampa-refugio en Xochimilco.

¿Te interesa adoptar un ajolote? Los siguientes sitios te ayudan a adoptar uno:

  • Restauracionecologica.org
  • Tiendas.unam.mx

El Instituto de Biología envía a los adoptantes una tarjeta que tiene su número de chip y su fotografía. Su especialidad es el cuidado de los ajolotes, lo que garantiza su bienestar.

“Constantemente les cambiamos el agua, la limpiamos y desinfectamos, es decir, no podemos mantener el agua sucia, también les tomamos los parámetros de PH y amoniaco, y la temperatura del agua es previamente almacenada; les damos alimento vivo para que no pierdan su capacidad de cacería y a veces hasta les damos acocil”, comentó Joana Fernández, asistente del laboratorio.

Recuerda que puedes enviarnos tus propuestas de historias y comentarios a través del correo: [email protected] 

Explora nuestro canal en YouTube ¡Suscríbete!


Compartir:

Deja tu comentario