EMI: El Nearshoring y su impacto en reclutamiento operativo en México

231
0
Compartir:


El término “nearshoring” se ha convertido en un concepto ampliamente discutido en la última década y se refiere a la práctica de externalizar ciertas operaciones comerciales o funciones a países cercanos en lugar de optar por la lejanía de los destinos de offshoring tradicionales. 

Luego de que el COVID irrumpiera en el mercado, los trabajadores operativos y esenciales fueron los primeros en volver a la nueva normalidad, lo que dejó en evidencia que estos trabajadores son indispensables para el buen funcionamiento de la economía global.

Benjamín Echague, director LATAM de Emi, la plataforma de reclutamiento operativo que utiliza Inteligencia Artificial, comenta que “si la pandemia fue la chispa que encendió la necesidad de un reclutamiento operativo estratégico, el nearshoring ya lo transformó en un aspecto que es necesario atacar; las empresas que no prioricen a los trabajadores operativos, pronto se encontrarán amenazada su supervivencia a largo plazo”.

“Durante los últimos cinco años, la cadena de suministros se ha enfrentado a muchos desafíos, probablemente más que nunca en su historia. La pandemia exacerbó y expuso debilidades en la cadena de suministros y, ahora, unos años después, seguimos viendo el impacto que dejó la paralización mundial en la economía global”, indicó el director LATAM de Emi.

En este sentido, México se ha convertido en el país foco para el nearshoring, y se está preparando para un crecimiento exponencial en producción, debido a la experiencia e infraestructura existentes que apoyan estos esfuerzos. La demanda de trabajadores operativos calificados seguirá creciendo ya que se espera que la inversión en la infraestructura y el sector productivo en México continúe, generando una demanda creciente de fuerza laboral en producción, lo cual se traduce a mayores oportunidades laborales para los candidatos”, señala Echague.

El Nearshoring representa una oportunidad de auge en la economía mexicana, para las empresas locales y extranjeras, pero requiere adaptación en los procesos. Si bien estimulará a la macroeconomía, las empresas tendrán que encontrar formas de balancear el aumento de la demanda de los proveedores, bienes y raíces, y fuerza laboral existente. 

Las empresas que tendrán éxito serán aquellas que puedan adecuarse mejor a los cambios que se avecinan, cuidar de su experiencia laboral y cumplir con las necesidades crecientes de su mercado.

Recuerda que puedes enviarnos tus propuestas de historias y comentarios a través del correo: [email protected] 

Explora nuestro canal en YouTube ¡Suscríbete!


Compartir:

Deja tu comentario