¿Cómo ser un turista sustentable?

93
0
Compartir:


¿Quieres tomar vacaciones de una manera más sostenible? Consulta estos consejos para convertirte en un turista sustentable. Siguiendo estos sencillos pasos, podrás disfrutar de tu viaje sin dañar el medio ambiente.

En el marco del Día Mundial del Turismo, celebrado este 27 de septiembre, abordamos este tema.

Cuando las personas piensan en viajar, suelen imaginarse el tipo de vacaciones que les gustaría tomar. ¿Pero qué pasa con los que no pueden permitirse un viaje al Caribe o a Europa? ¿Y los millones de personas que viajan por trabajo? ¿Cómo pueden hacer que sus viajes sean sostenibles?

Una forma de hacer que tus viajes sean sostenibles es pensar en lo que utilizas durante tu viaje. ¿Alquilas un coche cada vez que sales? ¿Utilizas el transporte público o caminas en su lugar? ¿Comes en restaurantes que utilizan platos y servilletas de papel? ¿Compras recuerdos hechos con materiales que, de otro modo, se habrían reciclado?

Otra forma de hacer que tu viaje sea más sostenible es buscar opciones dentro de las atracciones locales. Por ejemplo, si vas a visitar Machu Picchu en Perú, considera la posibilidad de pasar tu tiempo explorando el pueblo cercano de Aguas Calientes. Esta localidad alberga pequeños negocios que utilizan prácticas sostenibles, como la producción de su propia electricidad y la gestión de sus propios negocios sin donaciones de personas externas. Si pasas tu tiempo en Aguas Calientes, estarás apoyando a las empresas locales y ayudándolas a mantenerse a flote, lo que es bueno tanto para la ciudad como para el medio ambiente.

La clave para hacer tu viaje

Decide qué tipo de turismo quieres hacer… Hay varios tipos de turismo sostenible, y la mejor manera de averiguar cuál es el adecuado para ti es hacerte algunas preguntas.

Cuando pienses en turismo sostenible, debes preguntarte:

-¿Qué tipo de entorno quiero proteger?

-¿Quiero ayudar a las empresas locales?

-¿Quiero apoyar a las comunidades locales?

-¿Quiero utilizar productos o servicios autóctonos siempre que sea posible?

-¿Cuáles son mis objetivos personales de viaje?

Una vez que haya respondido a estas preguntas, te resultará más fácil averiguar qué tipo de turismo es el más adecuado para ti. He aquí algunos ejemplos:

1) Ecoturismo: Este tipo de turismo se centra en visitar zonas naturales sin alterar su entorno. Las actividades pueden incluir el senderismo, ciclismo, la observación de aves, de la flora y la fauna en sus hábitats naturales. Muchos ecoturistas optan por alojamientos respetuosos con el medio ambiente, como casas de familia o campings, en lugar de los hoteles tradicionales.

2) Turismo cultural: Este tipo de turismo se centra en experimentar la cultura y el patrimonio de un determinado lugar minimizando el impacto negativo en el medio ambiente. Muchos turistas optan por visitar lugares de interés histórico

Investigar las prácticas de turismo sostenible

El turismo es una industria en crecimiento y, con ella, aumenta la demanda de prácticas sostenibles. He aquí algunos consejos para convertirse en un turista sostenible:

1. Investiga. Existen muchas prácticas de turismo sostenible y puede ser difícil saber cuáles son las más adecuadas para ti. Ten en cuenta los recursos que tienes a tu disposición y averigua qué hacen otros turistas en la zona que visitas.

2. Evita el uso de plásticos de un solo uso. Muchos turistas pasan por alto la importancia de utilizar botellas de agua y bolsas reutilizables, pero este pequeño cambio puede tener un gran impacto. No sólo reduce los residuos, sino que también conserva la energía.

3. Evita comprar recuerdos fabricados con especies en peligro de extinción. No sólo es poco ético, sino también irresponsable desde el punto de vista medioambiental. En su lugar, busca productos fabricados con materiales naturales como la madera o la arcilla que puedan ser reutilizados o reciclados.

4. Intenta consumir alimentos locales siempre que sea posible. Esto no sólo ahorra dinero en la compra, sino que también ayuda a apoyar a los negocios locales. Sin embargo, no todos los restaurantes están dispuestos a servir alimentos de origen local; ¡asegúrate de preguntar antes de pedir!

5. Ten en cuenta tu consumo de energía. Cuida tu consumo de energía utilizando fuentes de energía renovable o de energía limpia.

Empieza a practicar el turismo sostenible

Si quieres mejorar tus hábitos vacacionales, considera la posibilidad de convertirte en un turista sostenible. No es fácil, pero merece la pena intentarlo. Aquí tienes algunos consejos para empezar:

1. Empieza por informarte sobre el tema. Lee sobre el turismo sostenible y los beneficios del ecoturismo. Te sorprenderá lo mucho que puedes aprender.

2. Considera la posibilidad de ser más ecológico con tu equipo de viaje. En lugar de utilizar botellas de agua de plástico desechables, lleva una botella de agua rellenable. Intenta utilizar el transporte local siempre que sea posible y evita utilizar el aire acondicionado durante tus viajes.

3. No olvides hacer fotos y crear recuerdos. El turismo sostenible consiste en disfrutar de la experiencia, no en sentirse culpable por el impacto que has tenido en el medio ambiente. Asegúrate de documentar tus viajes de forma positiva para poder recordarlos años después y sentirte orgulloso de ti mismo.

¡Ayúdanos suscribiéndote y compartiendo esta historia!

Recuerda que puedes enviarnos tus propuestas de historias y comentarios a través del correo: contacto@ganar-ganar.mx 

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!


Compartir:

Deja tu comentario